AMADA – Asociación Castellano-Manchega de Adopción y Acogimiento Preadoptivo

Preadopción

Preadopción

La adopción es una medida de protección de la infancia por medio de la cual se le proporciona una familia al menor.

La adopción puede ser nacional e internacional y el modo de tramitarla será a través de ECAIS o por protocolo público (dependiendo del país al que va dirigido).

Todas las familias que estén interesadas en comenzar un proceso de adopción tanto nacional como internacional, deben dirigirse lo primero a Bienestar Social de su provincia donde tras una reunión informativa se comienza un curso para obtener el certificado de idoneidad.

Allí se proporcionará la información actualizada tanto de los países a los que van dirigidas las solicitudes de adopción internacional como de la forma de tramitar vuestro expediente a través de protocolo público o de ECAIS encargadas de la tramitación de expedientes de adopción.

En la adopción internacional intervienen dos legislaciones la española y la de el país de origen del menor por lo que deben cumplirse los requisitos y procedimientos de las dos leyes.

Una vez obtenido el certificado de idoneidad y elegido el país de origen de vuestro hij@, deberéis también elegir la forma (protocolo público ó ECAI) si así lo permiten las leyes del país de origen del menor y comenzar esta carrera de fondo, que si bien algunas veces no parece verse el final…bien merece la pena cuando tenemos a nuestros hijos con nosotros.

ADOPCIÓN INTERNACIONAL

1. Reunión informativa en la Delegación Provincial de Bienestar Social, en la que además de recibir información sobre el proceso de adopción en el extranjero se procede a la entrega de la solicitud de adopción y se les informa de la documentación requerida por la administración para proceder así a la apertura del expediente de adopción.

2. Preparación y valoración de los solicitantes para obtener el certificado de idoneidad.

3. Obtención del certificado de idoneidad.

4. Elección de la forma de tramitación del expediente (si el país al que va dirigida ofrece las dos posibilidades) protocolo público ó ECAI.

5. Elección de la ecai para la tramitación del expediente.

6. Preparación del expediente en España. Si elegimos protocolo público serán los servicios de menores de las comunidades autónomas quienes nos faciliten la información de la documentación a preparar y si la tramitación la realizamos a través de una ECAI serán el equipo de profesionales de dicha ECAI quienes nos asesorarán y ayudarán en esta parte del proceso.

7. Legalización y envío del expediente al país del menor. También en esta parte del proceso serán las Administraciones Públicas (vía valija diplomática) o nuestra ECAI quienes se encargarán del envío de nuestro expediente al país de origen del menor.

8. Envío de la propuesta de asignación por parte del país del menor a España. Dicha propuesta de asignación debe ir acompañada de datos relevantes sobre el niñ@ tales como: adoptabilidad, informe social y psicosocial, informe médico, fotografía…para permitirnos así tomar una decisión adecuada.

9. Visto bueno de la Comunidad Autónoma para que siga así el proceso de adopción.

10. Aceptación o rechazo de la propuesta de asignación del menor por parte de los solicitantes.

11. Viaje al país de origen del menor.

12. Trámites ante el Consulado de España en el país de origen del menor. Una vez constituida la adopción, los nuevos papas deberán dirigirse al Consulado Español para los siguientes trámites:

.Inscripción de la adopción en el Registro Civil Consular.
.La expedición de visados de reagrupación familiar según establece el Reglamento que desarrolla la Ley Orgánica sobre Derechos y Libertades de los Extranjeros en España y su Integración Social.

13. Llegada del niño al España, debemos comunicar su llegada al Servicio de Protección de Menores de nuestra Comunidad Autónoma.

14. Inscripción de la adopción en España. Si no se ha inscrito al menor en el Registro Civil del Consulado Español en el país de origen del niñ@, debe presentarse una solicitud de inscripción en el Registro Civil de su Localidad.
En el supuesto de que la resolución del país de origen no fuera de adopción plena sino de adopción simple o tutela con fines de adopción, deberán tramitar ante el juzgado español correspondiente la conversión en una adopción plena.

15. Informes de seguimiento. Varia según la legislación del país de origen del menor el periodo de tiempo en el que deben presentarse los informes de seguimiento postadoptivo (de adaptación) del menor en su nueva familia. Estos informes podrán ser realizados por las Entidades Públicas competentes o por las ECAIs.

ADOPCIÓN NACIONAL

1. Debemos dirigirnos para iniciar los trámites de adopción nacional al Servicio de Protección de Menores de nuestra comunidad y allí nos harán entrega de la solicitud a rellenar necesaria y nos informarán de la documentación requerida por la administración para proceder así a la apertura del expediente de adopción.

•Certificado de matrimonio, en su caso.

• Certificado de penales.

• Certificado médico.

• Certificado de ingresos económicos.

2. Una vez presentada la documentación requerida, el servicio de Protección de Menores realizará un estudio psicosocial a los solicitantes para valorar así su capacidad para adoptar y conceder el certificado de idoneidad.

3. Posteriormente la Entidad Pública acordará cuál es la familia más idónea para los menores que estén en situación de ser adoptados y, tras presentar la propuesta al/los solicitantes, remitirá el expediente de propuesta previa de adopción al Juez competente adjuntando todo los documentos necesarios. No se requerirá propuesta previa de la Entidad Pública, cuando en el menor que va a ser adoptado se dan alguna de las siguientes circunstancias:

• Ser huérfano y pariente del adoptante en tercer grado por consanguinidad o afinidad.

• Ser hijo del consorte del adoptante.

• Llevar más de un año acogido legalmente bajo la medida de un acogimiento preadoptivo o haber estado bajo su tutela por el mismo tiempo.

• Ser mayor de edad o menor emancipado.

4. El Juez dictará resolución de adopción creándose así entre adoptante/es y adoptado un vínculo de filiación idéntico al de los hijos por naturaleza, al mismo tiempo que se extinguen, salvo excepciones, los vínculos jurídicos entre el adoptado y su familia biológica. La adopción una vez constituida es irrevocable.

Para ver más información: Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad

La aventura de adoptar
Guía para solicitantes
de adopción internacional